Cómo decorar una biblioteca

A la hora de crear una biblioteca o sala de lectura se requiere una buena iluminación, un sitio cómodo donde sentarse y la biblioteca. También se puede contar con otros elementos, incluso un equipo de audio, pero lo básico es lo indicado anteriormente.

Para la biblioteca, lo que más se suele utilizar son sofás o sillones, para reposar mejor en la lectura. Si se cuenta con un escritorio en la zona se recomienda una silla cómoda, confortable y que la espalda se apoye completamente en ella. Existen muchos asientos ergonómicos y cómodos para ello.

Según el espacio que se cuente, se debe contar con una biblioteca que puede ser más o menos extensa y más o menos espectacular. Si se cuenta con espacio una biblioteca de roble con puertas de cristal es una opción muy interesante. Todo dependerá también de los libros existentes y el presupuesto, ya que no hay que dejar estantes vacíos.

Se recomiendan colores sobrios, ya que la lectura requiere de una atmósfera relajante y sobria, sin distracciones. Se recomiendan los colores como crema, beige, arena, verde claro o azul.

Pero lo más importante es la iluminación, para poder facilitar la lectura, así que se debe contar en la medida de lo posible con luz natural, y cuando no sea posible se debe contar con lámparas y elementos de iluminación que den una buena opción de iluminación.

Se deben aprovechar todos los espacios, incluso las paredes, para la decoración práctica, se recomiendan mesas pequeñas para apoyar libros en uso, lámparas o lo que sea necesario, y sobre todo decorar con mucho arte. Porque una biblioteca no es sólo un mueble.

Escrito por bea | 17 de febrero de 2012 | 0 comentarios
Categorias: Muebles | Etiquetas: ,

Aún no hay comentarios. Sé el primero.

Deja una respuesta